La Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia (SENAF), del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, reunió en modalidad virtual a autoridades y equipos técnicos de las 24 jurisdicciones provinciales que implementan el Programa nacional de Acompañamiento para el Egreso de jóvenes sin cuidado parentales – PAE
El PAE se creó en 2017, a través de la Ley N° 27.364, con el objetivo de garantizar la plena inclusión social y el máximo desarrollo personal y social de adolescentes y jóvenes que viven y vivieron en hogares y otros dispositivos de cuidado. Actualmente, hay un total de 1.091 jóvenes incluidos en el programa, lo que representa un aumento del 300 por ciento respecto a la cantidad de titulares de derecho existentes en diciembre de 2019. De ese total, 785 son jóvenes que ya se encuentran en la segunda etapa del programa de acompañamiento y perciben mensualmente una asignación tras su egreso del dispositivo de cuidado formal, que equivale al 80 por ciento del salario mínimo vital y móvil.
“El trabajo de la SENAF con cada uno de los equipos técnicos y autoridades provinciales fue clave para alcanzar estos logros; hoy el cien por ciento de las jurisdicciones tienen convenio con la Secretaría para desarrollar el programa y, desde diciembre 2019, se triplicó la inclusión de chicos y chicas en las dos etapas de acompañamiento del PAE”, expresó el secretario nacional de Niñez, Adolescencia y Familia, Gabriel Lerner.
Lerner aseguró que, si bien el espíritu de la ley resulta satisfactorio, en el inicio de su implementación -durante la gestión macrista- un criterio fiscalista y de ajuste limitó el acceso de adolescentes al programa. “Esto lo vimos también con la Ley de Reparación Económica para Niñas, Niños y Adolescentes (RENNYA), donde los circuitos dificultaban el acceso de esos chicas y chicos a sus derechos. Por eso, hemos estado ordenando ese camino junto a todos los equipos técnicos y funcionarios provinciales y ese proceso hoy nos permitió llegar hasta este punto, con un nivel de cumplimiento de la ley y de respeto a las y los jóvenes mucho más elevado”.
Por su parte, el subsecretario de Derechos para la Niñez, Adolescencia y Familia, Mariano Luongo, expresó la necesidad de “continuar profundizando los logros en el 2021, de un modo colectivo y, sobre todo, priorizando la voz y la participación de las chicas y los chicos desde sus experiencias en el programa”.
El PAE, que se implementa desde la Dirección Nacional de Promoción y Protección Integral, a cargo de Alejandra Shanahan, propone dos etapas en el acompañamiento a adolescentes y jóvenes, centrado en la autonomía progresiva: la primera, abarca desde los 13 años, o desde el ingreso al dispositivo, hasta su egreso y consiste principalmente en la designación de un referente. La segunda etapa inicia con la salida del dispositivo y prevé, además del acompañamiento emocional, el cobro de una asignación económica hasta los 21 años. El acompañamiento económico se extiende hasta los 25 años en caso de encontrarse estudiando o realizando una capacitación formal laboral.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.