La Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó contra el peligro de considerar menos agresiva la trasmisión del coronavirus durante el verano en el hemisferio norte, añadiendo que este virus no se comporta como la gripe, que suele seguir tendencias estacionales.
“La gente sigue pensando en términos de estaciones. Lo que todos necesitamos entender es que este es un nuevo virus… que se comporta de forma diferente”, dijo Margaret Harris en una reunión virtual en Ginebra en la que instó a la vigilancia en la aplicación de medidas para frenar la transmisión de la pandemia, que se está propagando a través de reuniones multitudinarias de gente.
También advirtió contra la idea de pensar en la COVID-19 como una enfermedad que aparece en distintas oleadas, explicando que se trata de una “gran” y única ola “que va a subir y bajar muy poco”. “Lo mejor es aplanarla y convertirla en una ola que solo nos moje los pies”.
Reunión de Comité de Emergencias de la OMS
El Comité de Evaluación de Emergencias de la OMS se reunirá esta semana, seis meses después de haber declarado emergencia de salud pública internacional al brote de coronavirus, anunció este lunes el director general de la organización.
“El jueves marcará los seis meses de la declaración de la OMS de la Covid-19 como una emergencia de salud pública de importancia internacional”, dijo el doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus Tedros, en una conferencia de prensa telemática.
El 30 de enero de 2020 “había menos de 100 casos fuera de China, y ningún muerto” fuera de ese país, recordó.
Desde entonces, la pandemia ha contagiado a más de 16 millones de personas y dejado cerca de 650.000 muertos en el mundo.
Según las normas sanitarias internacionales, la OMS debe reunirse de nuevo. “Esta semana volveré a reunirme con el comité para volver a evaluar la pandemia y aconsejarme en consecuencia”, dijo Tedros, aunque no hay duda de que se mantendrá la emergencia internacional.
“Durante estos seis últimos meses, la OMS ha trabajado incansablemente para apoyar a los países en su respuesta al virus. Estoy inmensamente orgulloso de nuestra organización”, declaró Tedros, defendiendo que la OMS había reaccionando en los primeros días a la aparición de los primeros casos.
Enumerando las diferentes medidas tomadas por la agencia de la ONU, alabó un “trabajo increíble”. “Pero aún tenemos un largo y difícil camino por delante”, añadió.
La OMS fue muy criticada por haber tardado en declarar el estado de emergencia, luego de que fuera reportado el coronavirus por primera vez a finales de diciembre en China.
Estados Unidos, que acusó a la organización de ser un “títere” de China, e incluso de haber sido “comprada” por Beijing, comenzó oficialmente en julio su retirada de la institución.

La “ola” ya se cobró la vida de 600 mil personas

La pandemia del nuevo coronavirus ha dejado más de 650.000 muertos en el mundo, desde que la oficina de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en China dio cuenta de la aparición de la enfermedad en diciembre, según un recuento de AFP de este lunes con base en fuentes oficiales. La Universidad Johns Hopkins, que realiza un conteo que suele ser utilizado de referencia, también reportó el traspaso de la misma barrera.
Un total de 650.011 personas han muerto, y se registran más de 16.323.558 casos de contagio (9.190.345 se recuperaron). El número de fallecimientos se ha duplicado en poco más de dos meses y desde el 9 de julio se han contabilizado más de 100.000 nuevas muertes.
Europa sigue siendo el continente más afectado en número de muertes (208.138), pero la pandemia sigue avanzando rápidamente en América Latina y el Caribe, donde se han registrado 184.307 muertes.
Estados Unidos es el país con el mayor número de víctimas mortales (146.968), por delante de Brasil (87.004), el Reino Unido (45.752), México (43.680) e Italia (35.112).


Rodo Claramonte