Con el inicio de los festivales se abren las puertas de la provincia a turistas de todo el país. Y en ese marco, uno de los iconos edilicios y culturales que propone la “Madre de Ciudades” para las visitas, es el mercado Armonía.

El tradicional punto de encuentro de la provincia propone una amplia carta de comidas y productos regionales, artesanías y como hierbas “medicinales” muy curiosas. En el mercado Armonía también se puede comprar frutas, verduras, pan y carne.

El monumento tradicional es visitado por miles de vecinos de la ciudad, de otras ciudades y otras provincias. Los puestos de comidas son un lugar adecuado para la conversación.

Algunos platos típicos regionales que se pueden degustar y a muy buen precio son: pasteles de charqui, chanfaina, guiso, ensalada de pata, puchero, estofado de mondongo, y además se puede encontrar quesos de vaca, de cabra y condimentados, arropes caseros de tuna, chañar y algarroba, cigarro en chala (libre de nicotina), hierbas como: palo azul, sombra de toro, cola de caballo.

Cabe destacar que los puesteros del mercado mantienen los precios de su mercadería igual a la temporada 2018, convirtiendo así el mercado Armonía en una opción para tener en cuenta para grandes encuentros.

A pesar de que ya comenzó la temporada de festivales en la provincia, el tradicional punto de encuentro de los santiagueños y turistas mantendrá sus horarios tradicionales durante el mes de enero: de lunes a sábados por la mañana de 7.30 a 14, y de lunes a viernes, únicamente por la tarde, de 17.30 a 22.

 

Por Mercedes