El Dr. Zamora publicó un mensaje, sobre el uso de los vehículos y transportes en la provincia en la fase 5 del distanciamiento social, preventivo y obligatorio.

He escuchado y leído durante estos días a personas, amigos, e incluso periodistas que se preguntan, con dudas lógicas y hasta críticas, sobre algunas medidas de prevención vigentes por motivo de la pandemia. Sobre todo con respecto a las limitaciones en el uso de vehículos: es decir, que en automóviles puedan ir solo dos personas, en motovehículos solo una, y en colectivos los asientos disponibles.

Las dudas e interrogantes son muchas, y a modo de ejemplo: ¿porque no puedo ir con mi esposa o mi hijo en la moto si estoy con ella en mi casa todo el día? ¿o toda la familia en un auto bajo el mismo criterio?, porque yo no, ¿y dos policías a veces los veo juntos en una moto? O total, si lo mismo en un colectivo van un montón de gente!!! etc.
Ya lo expliqué oportunamente cuando tomamos estas medidas, las que están vigentes desde el 20 de marzo, pero con mucho gusto lo vuelvo a repetir:

a) La prevención no solo requiere aislamiento o distanciamiento; requiere también limitación a la circulación (hasta llegamos a publicar gráficos de lo que significa mucha gente moviéndose en un territorio) para evitar la propagación geométrica que este virus produce por la rapidez de contagio. Algo que ha quedado demostrado en países que no tomaron oportunas medidas al respecto.

b) Por lo tanto, estas son algunas de las medidas que tenemos, junto a la prohibición de varias actividades, a la limitación en los horarios, o a los límites departamentales dentro de los cuáles se permite el desplazamiento sin acreditación del “circulando”.


Todo esta normativa es para bajar el nivel de circulación comunitaria.
Si fuera solo por una cuestión de distanciamiento, es lógico que debiéramos permitir que una familia completa se suba al auto, o dos hermanos que habitan un mismo techo se suban a una moto, pero no es por ese criterio la limitación impuesta.

c) Estamos en una fase de aislamiento, ya no de cuarentena (cómo sigue vigente en cinco provincias donde hay circulación viral) y eso lo hemos logrado cumpliendo medidas preventivas,  como estas.
Y es por ello, que desde hace unos días, estamos con mayor actividad económica y social en general. Ahora bien, si eliminamos esas restricciones que aún tenemos, tal como algunos reclaman, estaríamos haciendo una vida normal…pero estamos en una pandemia, no estamos en una situación normal.

d) Ninguna medida que limite nuestra libertad de circular es normal, ni simpática, ni agradable para nadie; pero tenemos la responsabilidad de prevenir, para cuidar la salud de todos. Caso contrario, son muchos los que pueden perder la vida a causa de la pandemia en nuestra provincia, tal como está ocurriendo en otros lugares del país y del mundo…evitar eso es lo más importante.

Eso es todo.

Dr. Gerardo Zamora.
Gobernador de la Provincia

Mercedes