El Gobierno anunció el regreso de los vuelos comerciales regulares y del transporte en micros de larga distancia. El ministro de Transporte, Mario Meoni, junto a su par de Deportes y Turismo, Matías Lammens, anunciaron el regreso de ambas modalidades, que estaban suspendidas desde mediados de marzo, cuando se decretaron las medidas de aislamiento social, preventivo y obligatorio.
“Con el último DNU quedó exceptuada la prohibición. Hoy estamos terminando de hacer las resoluciones, apenas estén publicadas van a quedar habilitados todos los transportes. Naturalmente, no va a ser una cobertura total de inmediato”, dijo Meoni.
En esta primera etapa será para trabajadores esenciales y personas que tengan que hacer un tratamiento de salud, junto a sus acompañantes. Habrá trazabilidad respecto de los pasajeros en cada uno de los medios de transporte y en el viaje deberán respetar el distanciamiento social manteniendo un asiento vacío, a no ser que sea un grupo familiar el que esté viajando.
Lammens explicó que recién dentro de dos meses podrán tener un escenario más previsible para la vuelta de los vuelos internacionales.
Desde el punto de vista legal, para concretar el regreso de los vuelos y los micros serán necesarias dos resoluciones, que se publicarían entre jueves y viernes de esta semana. Luego, se deben seguir los pasos administrativos requeridos por los organismos que regulan la actividad aerocomercial. De esta forma, según las previsiones del ministerio de Transporte, las aerolíneas ya quedarían habilitadas para volver a operar a partir de este fin de semana.
Un dato no menor es que la Nación, a través del Ministerio de Transporte, definió que sea cada provincia la que habilite el ingreso de micros y aviones. Ayer, Transporte realizó el llamamiento para que los gobernadores se expidan al respecto
A comienzos de esta semana, las aerolíneas que operan en el mercado interno —Aerolíneas Argentinas, Flybondi y Jetsmart— reprogramaron el reinicio de sus vuelos regulares a partir del lunes 19 de octubre, según confirmaron a Infobae. En esa fecha, se cumplirán siete meses desde la suspensión de las operaciones regulares.
La operación de los vuelos se concentrará en El Palomar para las empresas que vuelan desde esa terminal y en el aeropuerto de Ezeiza que será reacondicionado para la operación de cabotaje.
La Terminal A será la cabecera para los vuelos de cabotaje y donde se realizará los check in. Se colocaron pantallas y puestos de atención personalizada pero se evitará las aglomeraciones, tanto que aquellos que puedan y sepan, podrán hacer el self check in en pantallas que se ubicaron en los estacionamientos, con el fin de que los pasajeros no ingresen a la terminal hasta último momento. También se instalaron cabinas sanitizantes en el acceso a la terminal por donde deberán pasar los pasajeros con sus valijas, las cuales deberán ser despachadas por ellos mismos.
Frazadas y almohadas
Entre las normas que incluye el protocolo se destaca que en el caso de los ómnibus de larga distancia los pasajeros que quieran viajar deberán tener la aplicación Cuidar con la validación, movilizarse con su propio equipaje así como también cualquier tipo de abrigo para dormir como frazadas. Lo mismo que en lo que se refiere a los servicios de comida y bebida, que quedan totalmente prohibidos.
Asimismo, al subir al micro se tomarán las temperaturas con un límite de 37,5° y, aunque los choferes contarán con un listado de los hospitales y centros de salud más cercanos a su recorrido, pero en el caso de que se presentara durante el viaje que algún pasajero mostrara algún síntoma de Covid19, deberá quedar aislado en el ómnibus.
En el caso de que el viaje en micro sea a países limítrofes, los pasajeros deberán presentar una declaración jurada en Migraciones.

Rodo Claramonte

Deja una respuesta